-

12 de marzo de 2018

La fantasía está ahí


Las fantasías eróticas forman parte de nuestra sexualidad, de esos anhelos que en ocasiones se convierten en fuertes imanes que nos empujan a la realización de las mismas, a dar el salto de la fantasía a la realidad, a experimentar en nuestra propia carne aquello que una (o mil veces) imaginamos. 

También forma parte de nuestra sexualidad el contacto con otras personas, pues si bien el amor propio es muy importante, muchas veces precisamos de una compañía que nos haga descubrir sensaciones que a solas no podemos hallar. 

¿Has imaginado alguna vez algo que no pudieras pedirle a tu pareja o amante por vergüenza, porque no es algo que disfrutaría, porque tiene reparos a ciertas prácticas? ¿Te apetece compartir una experiencia única con tu pareja? En ocasiones esas fantasías, o esa compañía, no está a nuestro alcance dentro del círculo que frecuentamos, o bien no queremos invertir tiempo en hallarlo, pero no nos importa invertir dinero para dar con ello; buscar una agencia de escorts puede ser la solución a nuestra demanda de atención. 

Escorts de lujo que trabajan para ofrecerte un servicio de alta calidad, que ponen a tu disposición su cultura, su sensualidad y sus artes eróticas para que estés más cerca de encontrar esa experiencia que andabas buscando, para que esas fantasías se cumplan, esa compañía se materialice; inclusive su compañía para que esos viajes o reuniones no se hagan tan tediosas. 

Sabemos que no todos los días se pueden contratar los servicios de una escort de lujo, al menos no es algo factible para el común de los mortales, pero sí podemos darnos un capricho eventualmente, igual que acudimos a ese centro para un tratamiento de belleza especial, nos hacemos un tatuaje o nos vamos de viaje. Aunque ciertamente hay un sector de la población que sí puede acceder frecuentemente a los servicios de lujo sin rascarse el bolsillo, sin renunciar a nada, al contrario; ganando esa compañía que tanto precisa para un viaje de trabajo, para una fiesta o para no sentir fría la cama. 

¿Quiénes son las escorts? Mujeres libres que disfrutan de su sexualidad en distintas modalidades, que aportan algo más que sexo a la relación, ofreciendo una compañía ejemplar, culta y discreta. Mujeres que ofrecen un servicio cuasi social para que te sientas tan a gusto como sea posible en el desarrollo de la actividad que hayas solicitad. 

Olvida esa imagen de mujer desvalida, pues las escorts son mujeres empoderadas que, si bien ofrecen un servicio que puede ser sexual, también ofrecen su conversación, su arte a la hora de buscar el deseo que a veces es complicado de expresar, su tiempo. 

Algunas de esas mujeres ayudarán a que cumplas fantasías que no pensaste poder cumplir. Las has visto en películas porno, te has masturbado con ellas, has fantaseado con estar en la misma habitación, y es posible que logres romper la cuarta pared pudiendo gozar de su compañía, poniendo en práctica esa escena tan excitante o inventando nuevas; pues es algo común entre algunas actrices porno complementar su carrera trabajando como chicas de compañía. 

La fantasía está ahí, ¿vas a dejar que caiga en el olvido, o intentarás cumplirla?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Yo ya he hablado, ahora te toca a ti...