-

2 de septiembre de 2015

Tipos de pezones

dibujo tipos de pezón
  
En esta pseudo guía encontrarás los diferentes tipos de pezones que pueblan las mamas de la humanidad, una buena forma para distinguirlos y porque hablar de tetas siempre es un buen reclamo.

Antes de empezar aclaremos algo... 

Los pezones, como las vulvas, testículos, vaginas, penes, mamas y cualquier otra parte de nuestro cuerpo, guardan algo en común: no hay dos iguales, ni siquiera en nuestra propia anatomía de tratarse de un órgano par (léase ojos, pulmones, ovarios...). Cierto es que hay muchas similitudes, extremadamente cercanas incluso, pero no clones exactos.

Cuando hablamos de pezones tendemos a hacerlo del conjunto formado por el pezón y la areola, aunque técnicamente son dos partes diferentes, siendo la areola el área circular pigmentada (en mayor o menor medida) alrededor del pezón, y el propio pezón la protuberancia en sí. Dicho esto, de cara a simplificarlo -sólo por esta vez-, volvamos a unirlos y generalicemos.

¿Si no hay dos (o cuatro) pezones iguales, cómo distinguir los diferentes tipos?

Tampoco existen dos humanos 100% iguales, pero sabes que si camina erguido inclinado levemente hacia delante, con los brazos separados del torso, lleva la camiseta más ajustada que un mallot de gimnasia y con más escote que su novia, escribe con faltas de ortografía y su programa cultural favorito es Mujeres y hombres y viceversa, cómo decirlo... 'Puta bida tete'.

A lo que me refiero con esta genial comparación es a que ciertos atributos son representativos de un 'algo' determinado, en este caso, pezones. ¿Empezamos?

Pezón común
Lo que viene siendo uno normal, que claro, te preguntarás qué es normal. Digamos que un pezón común sobresale ligeramente en reposo y crece bajo estímulo, ya sea excitación sexual, una corriente de aire, manipulación o incluso un estornudo. Se indica como tamaño medio 1 cm de diámetro y 1 cm de longitud. Una areola común estaría entre los 2 y 4 cm de diámetro.

imagen pezón común

Pezón plano
En este caso el pezón apenas sobresale de la areola. Con estímulo aumenta su tamaño pero mínimamente. Unas pinzas para los pezones tendrían que pellizcar areola para sostenerse, y eso no siempre es agradable.

imagen pezón plano

Pezón invertido
Es un tipo poco frecuente. En lugar de sobresalir de la areola se interna dentro. Existen dos posibilidades con estimulación, que permanezca invertido igualmente o por el contrario que erecte total o parcialmente. Son funcionales aunque pueden dar algún problema al dar de mamar -bebés. Los adultos que se jodan-. Existen pezoneras para intentar revertirlos, 'ejercicios' o incluso pueden someterse a cirugía, aunque en esencia es puramente estético.

imagen pezón invertido

Pezón grande
Aunque sería más apropiado llamarlo areola grande, que a fin de cuentas es a lo que hace referencia. La estimulación puede hacer que se contraiga hacia el pezón, disminuyendo así en mayor o menor medida su apariencia. En reposo, y tal como diría mi amigo Héctor, se le asemeja a una galleta María (o campurriana en su defecto). Se considera grande si mide entre 4 y 6 cm de diámetro; gigante si mide más de 6 cm.

imagen pezón grande

Pezón abultado
Nuevamente nos referimos a la areola, que se vería dilatada y/o prominente. En este caso se encuentra sobreabultada en el pecho en lugar de guardar una continuidad de volumen. Puede ser apenas perceptible o muy evidente. Más frecuente en el caso de las mamas tuberosas (o tubulares).

imagen pezón abultado tuberoso

Pezón pequeño
La mínima expresión a modo de botón. ¿Qué más decir? Si están en tetas pequeñas éstas parecerán más grandes; si lo están en tetas grandes, parecerán inmensas. La teoría del plato. A menor cantidad en él, mayor parece el plato. La areola suele medir entre 1 y 2 cm de diámetro.

imagen pezón pequeño

Pezón protuberante
Independientemente del tamaño de la areola, el pezón sobresale considerablemente. Héctor también tiene un nombre para ellos, realmente dos, dependiendo de cuán protuberantes sean; timbres de castillo, o dedos de mono. Imagino que no tendrás problema en visualizarlo.

imagen pezón protuberante

Pezón con vello
Recuerda que somos mamíferos. Hombres y mujeres tienen vello alrededor del pezón, aunque lo frecuente es que en el caso de las mujeres sea mera pelusilla y no se aprecie. Si se ven y te parece antiestético tenerlos siempre puedes depilarlos. Si te encuentras con unos ajenos así no me seas idiota, seguro que tú tienes vello donde a la otra persona le gustaría que no tuvieras.

imagen pezón con vello

Pezón supernumerario
Alteración genética también llamada politelia. En este caso existen más de dos pezones, con un máximo indeterminado, situados en la línea mamaria. Pueden ser más o menos visibles o desarrollados y con prevalencia igual en hombres y mujeres. El lugar más raro donde encontraron un pezón  fue en la planta del pie, eso sí que es tener las tetas caídas...

imagen pezón supernumerario politelia

Bonus
En los pezones se encuentran las glándulas areolares o de Montgomery, que no son otra cosa que glándulas sebáceas. Las pequeñas protuberancias que se aprecian en la areola, e incluso en el propio pezón, son los llamados tubérculos de Montgomery, los cuales pueden ser más o menos visibles, pero están; no hagas como un amigo que la primera noche juntos me preguntó por 'esos bultitos' como si fuera algo extraordinario o la primera vez que veía una teta.

Las características pezoneras -o pezonianas- descritas pueden verse tanto en cuerpos femeninos como masculinos, la genética es caprichosa, aunque los masculinos tienden a ser de un tamaño medio más reducido.

Igualmente nos encontraremos con cualquiera de estos pezones en distintos tipos de tetas, lo más usual es que tengan varios de estos atributos pudiendo ser los pezones, por ejemplo, pequeños y protuberantes al mismo tiempo.

Lo que también puede variar, como lo hace el tono de piel de una persona a otra, es el tono de la areola y el pezón, tornando desde los rosados más pálidos y casi imperceptibles hasta los marrones más pardos, pasando por una amplia gama cromática. Respecto a esto, si bien están influenciados por la raza y la genética, los cambios biológicos también pueden afectar su color y forma.

dibujo pezones

Como digo, el color o la forma puede verse alterado por diversos motivos. Si consideras que tus pezones han sufrido un cambio injustificado y/o repentino, segregan alguna sustancia anormal (si estás lactando y sale leche, es normal), duelen (y tus ovarios, si los tienes, no tienen nada que ver), presentan bultos extraños o alteraciones de cualquier tipo, sea cual sea tu sexo, acude al médico. Siempre será mejor prevenir que curar.

En otro orden de cosas, por todos es sabido la gran sensibilidad que pueden tener, tanto que un 1% de las mujeres es capaz de tener un orgasmo única y exclusivamente estimulando los pezones; que te parecerá poco, pero para ser un pezón es una gran cifra. Esa sensibilidad está presente en todas las personas, y el gozo o el desagrado que su roce puede ocasionar depende de cada cual. Si a ti te gusta que te los pellizquen o muerdan no tiene porqué gustar a los demás.

A grandes rasgos, y con sus pequeñas variaciones dentro de ellos, éste es el mundo del pezón. Ahora dime, ¿qué te ha parecido lo que has leído, has aprendido algo nuevo, tienes alguna preferencia...? Cuéntamelo en los comentarios... 

Y sí, mientras escribía este artículo me he mirado las tetas, ¿qué esperabas?


6 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Pues son... ¿geniales? Jajajajaja. La genética me otorgó una areola grande, así que ahí tienes tu imagen mental XD

      Besotes.

      Eliminar
  2. Pezón normal. Que alivio!! Y que envidia de las chicas del 1%... por si acaso seguiré intentándolo!

    Y poca broma... quien tenga el pezón en el pie, se pondrá cachondo de caminar por la playa?? Jajjaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Cada pezón tiene su aquel, para gustos colores (y formas) que se dice. Lo del 1% tiene que ser muy interesante, pero no tengo tanta paciencia como para ver si acaba llegando el orgasmo sólo con los pezones XD

      Poca broma porque imagínate como lo tenga sensible y se le claven piedrecitas, ouch!

      Besotes.

      Eliminar
  3. Hoy he estado hablando sobre pezones con unos chicos, y ellos han dicho que los peores son los galleta Maria. Yo los tengo de mucho mas de 6cm i eso me raya mucho. Cuando les he dicho que mi pezon es galleta Maria se han quedado flipando. Quiero reducirme el pezon, eso se puede hacer?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hay pezones peores ni mejores, sólo hay gustos, lo que para unos no es agradable, para otros tiene todo el morbazo. Mi consejo es que quieras a tus pezones, independientemente de su tamaño, no tomes una decisión estética por opiniones de terceros. ¿Reducirlo con cirugía? Creo que sí es posible, pero tienes que valorar si todo el proceso te merece la pena, así como una posible cicatriz. Creo mejor que inviertas en autoestima, siéntete orgullosa de tus grandes pezones y a quien no le guste, que mire otros...

      Gracias por pasarte. Besotes.

      Eliminar

Yo ya he hablado, ahora te toca a ti...