-

11 de diciembre de 2014

Serie 'Tipos de Atracción' - Piñón

engranaje

Con la que será la última entrega de la serie 'Tipos de Atracción' quiero dejar buen sabor de boca, y como no te puedo besar desde aquí, tendré que servirme de este post.

A diferencia de la Atracción Roschard de la que hablaba el otro día, que era notablemente conflictiva, hoy me centraré en la que quizá sea la más idílica de todas las que componen la serie, la Atracción Piñón. ¿Qué podía haberla llamado Magnética? Sí, pero no habría tenido tanta gracia, ¿no crees?


Aclaro que el nombre no hace referencia al fruto, sino al mecanismo, no sea que nos equivoquemos y la liemos. Así que saca tus apuntes de tecnología y céntrate, que pongo en marcha los engranajes.

Este tipo de atracción se asemeja mucho al funcionamiento de un piñón -bueno, realmente de dos piñones opuestos de un mecanismo-. Un piñón encaja en otro, y juntos hacen que el engranaje se mueva en perfecta armonía. Ambos a la misma velocidad, sabiendo cuándo tienen que aproximarse, y cuando separarse para, pronto, volver a acercarse.

La coordinación de movimientos es la clave del éxito de este tipo de atracción. No nos topamos con una pareja que quiere más de nosotros de lo que queremos dar, ni con una que quiere menos de lo que ofrecemos. Es un toma y daca equilibrado, con momentos inseparables, y momentos para echarse de menos.

corazón mecanismo

En ocasiones puede dejar de funcionar debidamente, quedando los piñones fijos y pegados el uno al otro, o por el contrario alejados y estáticos. Son cosas que pasan, quizá se pase por una época de mayor necesidad afectiva, o por el contrario se necesite más espacio. Puedes repararlo e incluso cambiar un piñón, pero con un buen mantenimiento funcionará como debe sin tener que recurrir a una pieza de desguace -que podría estar viciada, y no hacer buen juego-, o recién salida de fábrica -que es muy nueva, y puede que tampoco encaje bien-.

Sin duda es la atracción más dinámica, bidireccional y duradera que puedo imaginar en este momento. Ambos miembros de la pareja obtienen lo que necesitan, tanto la atención y el roce, como el espacio y la distancia. Cada piñón sabe de la importancia del otro, y que sin esa pieza su movimiento se vería alterado, se necesitan, se quieren, se tienen...

Si has experimentado este tipo de atracción, eres una persona afortunada, por breve que haya sido el espacio de tiempo que lo hayas disfrutado. Muchos se pasan la vida buscando una atracción similar. Si nunca lo has experimentado, no te preocupes, aún puedes hacerlo. Date un paseo por alguna ferretería, quizá así invoques al espíritu de los engranajes y encuentre un piñón para ti.

¿Lo has experimentado alguna vez, deseas encontrar algo así, ni lo conoces ni lo quieres porque te gustan las cosas complicadas? Cuéntamelo en los comentarios...


Con esta entrega acaba la serie de 'Tipos de Atracción'. O tal vez no. Quédate cerca por si acaso...

4 comentarios:

  1. Pues creo que desde que hay redes sociales dedicadas al ligoteo es más fácil encontrar tu piñón gemelo. La información de los perfiles, la foto previa, todo eso ayuda en el proceso de selección.

    Yo he vivido una relación así, la más larga que he tenido y creo que es lo más parecido que hay en el mundo real al amor que se prolonga en el tiempo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es cierto que con las redes sociales es más fácil, pero no me digas porqué también suele ser significado de 'más lejos'. Te abren un mundo, pero ese mundo no está tan cerca como quisieras.

      También creo eso, que es la atracción más parecida al amor verdadero. Una suerte que pudieras disfrutarlo ;)

      Gracias por pasarte.

      Eliminar
  2. ¿No me digas que has estudiado ingeniería mecánica? Saludo tu blog, me ha gustado. Leeré l serie completa sobre los tipos de atracción. ¡Au, saludos y reverencias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, para nada. Nunca se me han dado bien esas cosas más allá de un conocimiento básico.

      Me alegra que te haya gustado el blog, que vayas a leer la serie completa, y que te hayas pasado. Espero volver a verte por aquí ;)

      Eliminar

Yo ya he hablado, ahora te toca a ti...